fbpx
Reportajes de boda en pandemia: os contamos la Boda de Eva & Ramón

Reportajes de boda en pandemia: os contamos la Boda de Eva & Ramón

Reportajes de boda en pandemia: os contamos la Boda de Eva & Ramón

Para realizar este reportaje de boda en plena pandemia tuvimos una situación diferente a lo habitual: llegamos al gran día sin conocer físicamente a los novios. Debido a la distancia y la situación, no tuvimos la oportunidad de podernos conocer en persona.

De hecho, debido a la pandemia, hasta en la misma semana hubieron dudas de si se iba a celebrar la boda en la fecha prevista o no.. y ya se había producido un cambio de fecha anteriormente. Asi que en todo momento nos mantuvimos muy atentos a cualquier indicación sobre cambio de fechas o cualquier otra instrucción que surgiera.

Siempre preferimos conocer a los novios en persona antes del día de la boda, e incluso el lugar de la ceremonia si no lo conocemos. Pero ya digo, en esta no pudo ser, así que teníamos que estar muy atentos para que los novios se sintieran cómodos con nosotros, ya que esto lo consideramos clave para que todo fluya cómo debe y su reportaje de boda sea memorable.

Así que el día de antes salimos hacia San Carles de la Ràpita, donde teníamos el alojamiento, para despertarnos temprano al día siguiente y poder ir con unos minutos de anticipación a cada lugar.

Empezamos en casa de Ramón, todo fue bien. Empezamos a hacer fotos y nos íbamos adentrando en la historia, mientras él se preparaba con la ayuda de su madre para el día de su boda.

Al llegar a casa de Eva, ella estaba muy nerviosa porque justo antes de llegar nosotros hubo un pequeño incidente en su casa. María y yo nos miramos y pensamos: “uf!! tenemos que hacer algo, si no no conseguiremos unas buenas fotos de Eva en su casa”.

Comenté algunas cosas con Eva y me salí de la habitación para que pudiera empezar a preparar para vestirse y mientras María se quedó con ella, con la misión de que Eva se olvidara de todo, y se centrara en disfrutar del momento, de ponerse su vestido de novia y todos sus complementos y que nosotros estaríamos con ella en la intimidad de la habitación de su madre, para hacerle las fotos de ese momento, que pasará a formar parte del recuerdo de su día.

Al poco rato, Eva, su madre y su hermana, estaban relajadas y reían, y pudimos hacer unas fotos muy chulas en la habitación. Pero no se quedó ahí, como íbamos bien de tiempo y vimos a Eva que se sentía super cómoda, salimos al jardín y la entrada de su casa para hacerle unas cuantas fotos más.

Esta historia la explico porque, quiero dejar super claro que, siempre que esté en nuestra mano, buscaremos la forma de que las personas que vamos a fotografiar, se sientan relajadas y actúen con naturalidad. Por supuesto, guardamos todas las medidas sanitarias que sean necesarias.

El resto del día fue cómo la seda!! Todo perfecto y Eva y Ramón disfrutaron, rieron y estuvieron felices todo el día!!!

Y nuestro equipo de fotografos de boda una vez más consigió su objetivo: un reportaje de boda para recordar sólo momentos muy felices.

Top